* Facebook siempre ha dicho que no utilizan datos de ubicación para realizar sus sugerencias de amigos, pero eso no significa que no hayan pensado hacerlo
* Facebook asegura que no ha puesto esta tecnología en práctica

“Actualmente no usamos la ubicación [para el sistema de Personas que quizás conozcas]”, dijo un portavoz de Facebook. La red social también nos ha dicho en el pasado que solo usaron la ubicación para recomendar amigos durante una prueba breve que llevaron a cabo en 2015. Sin embargo, varias de sus patentes dejan claro que sí piensan en la posibilidad de usar ubicación, además de recomendar a los usuarios hacerse amigos de personas que, por ejemplo, “accedan a la red social desde el mismo lugar y en el mismo momento que otra persona”.

En el transcurso de nuestra investigación de un año sobre cómo la red social hace esas recomendaciones de amigos increíblemente precisas, Facebook nos ha dicho muchas cosas que no hacen, con la intención de calmar los temores acerca de su capacidad de espiar a sus usuarios: no usa proxies para la ubicación, tales como redes WiFi o direcciones IP. Tampoco usa datos como los perfiles que revisas en WhatsApp o reconocimiento facial en esa aplicación de mensajería. La mayoría de las recomendaciones que hace Facebook se basan en los datos personales (dirección, correo, etcétera) que los usuarios le dan voluntariamente a la red social.

Pero eso no significa que Facebook no haya pensado en utilizar los metadatos de los usuarios de una forma más estratégica para establecer conexiones entre ellos. Las patentes de Facebook que mencionan el sistema de “Personas que quizás conozcas” revelan algunos métodos muy ingenioso que la compañía ha ideado para descubrir que dos personas podrían conocerse en el mundo real. Una patente que solicitaron en 2015 describe una técnica que podría asociar los metadatos asociados a las fotos que suben dos personas. Dicho de otro modo, el sistema podría asumir que dos personas se conocen si pertenecen a series de fotos con títulos similares (como por ejemplo IMG_4605739 y IMG_4605742), o en el caso de que las fotos muestren las mismas partículas de polvo o rayas en el objetivo, lo que indica que fueron tomadas por la misma cámara.

Esto quiere decir que todas las personas a las que le has enviado fotos y que las han subido a sus perfiles de Facebook aparecían en tu sección de “Personas que quizás conozcas”. Sería una buena forma de conocer a todas las otras personas que contrataron al fotógrafo de tu boda.

“Tampoco analizamos las imágenes que han sido tomadas por la misma cámara para hacer recomendaciones en Personas que quizás conozcas”, afirmó un portavoz de Facebook cuando le preguntamos acerca de esa patente. “A menudo solicitamos patentes de tecnologías que nunca implementamos. Las patentes no deberían tomarse como una indicación de planes futuros”.

La tecnología de análisis que mencionan algunas patentes son bastante asombrosos, pero a su vez algo ilusos.

Vera Ranieri, abogada para la Electronic Frontier Foundation (EFF) que se especializa en propiedad intelectual, no ha estudiado estas patentes en específico pero dice que la Oficina de Patentes de Estados Unidos no siempre verifica que una tecnología en realidad funciona antes de otorgar la patente.

“Muchas patentes son registradas como una idea y no como algo que funciona”, comentó Ranieri por teléfono. “Una compañía tecnológica que registra una patente al menos ha pensado en cómo hacerlo. La idea es que puedan implementarlo si se lo piden, pero la patente no asegura que ya lo han hecho.”

Desde que nació en el 2004, Facebook ha solicitado miles de patentes de tecnología para asegurar su propiedad intelectual y, como muchos otros también hacen, frenar a la competencia. Revisando sus patentes encontramos una docena, registradas entre 2010 y 2016, que estaban relacionadas directamente a Personas que quizás conozcas (o PYMK, como es conocido en la compañía). Estas incluían las técnicas que Facebook podría usar algún día para recomendar amigos, o para demandar a quien las use.

Las patentes hablan de todas las fuentes de información que Facebook podría aprovechar para aprender más de nosotros y nuestra vida en el mundo real, gracias en gran parte a las herramientas sofisticadas de vigilancia que incluyen nuestros smartphones, como el acelerómetro, micrófono, cámara, tu agenda de contactos y muchas otras.

Los empleados y contratistas de Facebook que redactaron las patentes explican repetidamente por qué Personas que quizás conozcas es tan importante para la red social: la gente con más amigos usa más la red social y, por tanto, puede ver más anuncios publicitarios. Sin Personas que quizás conozcas, el titán de 500.000 millones de dólares que es Facebook ganaría menos dinero. Esta puede ser la razón de que no le permitan a los usuarios desactivar la función.

“En el caso de las personas con pocos amigos, que normalmente acaban de registrarse en Facebook, hemos escuchado que las recomendaciones que les ofrecemos los hacen sentir más sociables, y por ello continuaremos haciendo las sugerencias lo más relevante posible”, comentó el portavoz de Facebook por email. “En cuanto a cómo funciona Personas que quizás conozcas, damos prioridad a las recomendaciones basándonos en amigos mutuos, porque conocer a la misma persona que otro es una buena señal de que podrías querer ser su amigo en Facebook”.

La primera patente de Facebook relacionada a Personas que quizás conozcas fue registrada en el 2010, dos años después de que la compañía estrenara esta función. En ella, los empleados de Facebook explican por qué es tan importante esta característica:

“Los sistemas de redes sociales dan mucha importancia a las conexiones de los usuarios porque lo que están mejor conectados tienden a usar la red social mucho más, lo que aumenta su participación y le ofrece una mejor experiencia”.

En una patente registrada dos años más tarde, los empleados del equipo de crecimiento de Facebook explicaron por qué una mayor participación de los usuarios es tan importante. Esta conduce a muchas más oportunidades publicitarias.

En otras palabras, Personas que quizás conozcas es crucial para los resultados de Facebook. Por tanto, la primera patente de la compañía relacionada a PYMK era acerca del proceso de dar prioridad a recomendar amigos a los usuarios que no tienen muchos amigos. Otra patente habla de mostrar de manera agresiva y constante la sección de “Personas que quizás conozcas” a los usuarios que no usan Facebook constantemente.

También cuentan con una patente de algo que en realidad no permiten hacer a los usuarios: ordenar las recomendaciones dependiendo de dónde viven o el número de amigos en común que tienen contigo. (Si estás interesado en hacerlo, tenemos una herramienta para ordenar las recomendaciones dependiendo de los amigos mutuos).

Una de sus patentes se basa en averiguar quiénes son los miembros de tu familia y recomendar que los añadas a tus amigos. Explica que podría encontrar esta información basándose en “base de datos externas” e información de terceros. Sin embargo, Facebook me dijo que no utilizó datos externos para PYMK cuando la red social me recomendó como amigo a un familiar que no sabía que tenía.

Aunque Facebook dice que constantemente solicita patentes de tecnología que no implementan, algo que sí están haciendo (y tiene varias patentes al respecto) es crear perfiles sombra para conectar usuarios. Facebook recopila toda la información de las agendas de contacto de otros usuarios que puede encontrar y la asocia con tu cuenta, aunque no en un lugar que podrás ver o eliminar. Después utiliza esta información para conectarte con otros que tienen tus datos de contacto. En la patente, esto lo explican como “asociar información de contacto con los perfiles de usuario mediante un sistema de redes sociales”.

Esta es la forma en la que Facebook describe el proceso de averiguar todas las personas que has conocido en tu vida:

Los perfiles de usuario podrían incluir información incompleta u obsoleta, limitando la capacidad de la red social de identificar a otros usuarios para conectarlos. Para poder identificar usuarios de manera más efectiva , el sistema de red social almacena la información de contactos recibida por un usuario que la importa desde su dispositivo, y asocia esa información con el perfil de un usuario. Los datos de contactos son comparados a los perfiles de usuario y los datos de contacto almacenados y asociados a ese perfil, para identificar coincidencias. Si la información en un perfil de usuario o en los datos de contactos asociados con ese perfil coinciden con un dato de contacto nuevo, el usuario asociado con ese perfil es identificado y el sistema hace la conexión. Esto permite identificar más conexiones entre personas y, por tanto, incrementar la interacción del usuario con el sistema de redes sociales.

Y, por supuesto, más interacción del usuario también significa más oportunidades para mirar anuncios publicitarios.

A medida de que Facebook continúa creciendo, mediante la compra de apps y obteniendo más usuarios, hará lo posible por conectar esos nuevos usuarios a sus más de 1.000 millones de miembros. No sabemos si Facebook comenzará a escanear nuestras fotos digitales buscando rayas o polvo, o si usará los sensores de nuestros móviles para encontrar cómo se relacionan todas las personas en el mundo. Lo que sí sabemos, gracias a la Oficina de Patentes de Estados Unidos, es que Facebook cree que hacer estas cosas es posible.

Con esa clase de ideas naciendo en las oficinas de Facebook, no es difícil comenzar a pensar en la plataforma más como un servicio de espionaje que como una red social. Si pusieran en práctica estas técnicas supondría un nivel de seguimiento increíblemente invasivo, solo para sugerirte que te conectes con personas que quizás ni siquiera quieres que Facebook sabe que conoces.

Información: Gizmodo

Login Form