La Organización de las Naciones Unidas (ONU) decretó que cada tercer domingo de noviembre, se recuerde a las víctimas de accidentes de tráfico, una iniciativa que busca colocar la atención en los peligros a los que todas y todos estamos expuestos al salir a las calles.

En México, de acuerdo al Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI), nueve de cada diez víctimas muertas y heridas en accidentes fueron ocasionadas por el conductor del vehículo.
Causa del accidente Fallecimientos (%) Heridos (%)

Conductor                                    89             90.9
Peatón o pasajero                         5               3.3
Causas diversas                           2.8              2.7
Fallas mecánicas                           2               1.2
Mala condición de la vialidad        1.2              1.9

Fuente: INEGI. Estadísticas de accidentes de tránsito en zonas urbanas y suburbanas, 2018.

Es evidente que los así llamados accidentes, son causados por las personas conductoras del auto. Sin embargo, a contracorriente de estos números, muchas campañas de seguridad vial se siguen enfocando en las personas que caminan, en revictimizarlas y en señalarlas como las responsables de sus heridas y/o muertes.

De acuerdo con el mismo INEGI, en un informe recién publicado ayer, 22 de noviembre, donde por primera vez incluye la georreferenciación de accidentes de tránsito en 88 zonas urbanas de todo el país, aquellas con más de 100 mil habitantes, coloca a la ciudad de Querétaro como la tercera entidad con más muertes en el lugar del accidente, sólo por detrás de Sinaloa(1) y Chihuahua(2), muy por delante de estados como Nuevo León (14), Jalisco (19) y Ciudad de México (25).

La tasa de muertes en Querétaro es de 7 por cada 100 mil habitantes, cuando el promedio nacional es de 3 fallecimientos por cada 100 mil personas. Es preciso dimensionar estos datos, y entender lo peligroso que es para todas las personas salir a la calle y sufrir un accidente, algo de lo que nadie está a salvo. Hacemos un llamado a las autoridades a seguir las recomendaciones trazadas por los Objetivos del Desarrollo Sustentable de la ONU (numeral 3.6) para tratar esta pandemia causada por los automotores: el establecimiento de un máximo de velocidad en todas las zonas urbanas conforme a sus características particulares. Es importante que el Estado se involucre en la obtención de la licencia de conducir, con cursos y exámenes rigurosos. Es pertinente considerar como urgentes medidas de pacificación del tráfico, fotomultas y toda acción que busque salvaguardar la vida e integridad de todas las personas que a diario transitamos por el espacio público, sin importar nuestro modo de desplazamiento.

Observatorio Ciudadano de Movilidad QUERÉTARO

0
0
0
s2smodern

Login Form